fbpx

8 cosas que no sabías de una comunión en Waingunga

Celebrar una comunión en Waingunga no es lo mismo. Porque aquí el protagonista del día es el niño o la niña en cuestión. Porque estamos en un sitio privilegiado que nos permite montarla a lo grande. Te sobran los motivos paras venirte a Waingunga de celebración.

Sigue leyendo y descubrirás que cuando celebras una comunión en Waingunga, todo esto es posible.

1. Personalizamos las actividades para cada niño/a.

Las niñas y niños que hacen la Primera Comunión son reyes por un día. Ellos mandan, así que ya pueden ir pidiendo por esa boquita. Todo vale. Desde una partida de paintball hasta escalada, tirolina o paseo en kayac. Consulta aquí nuestras actividades para ver todo lo que ofrecemos.

2. Puedes elegir el menú de la manera que quieras, según tus gustos y tu bolsillo.

Nos adaptamos a todos los bolsillos y gustos. Por eso, además de menús tipo, tenemos la opción de menú flexible, donde vas eligiendo cada plato. Al final lo sumas todo y tienes tu precio por persona. Aquí tienes las tarifas.

3. Hay monitores a cargo de los/a niños/as en todo momento.

Para que todos disfrutemos, nuestros monitores se encargan de hacer disfrutar a los niños y niñas, mientras que los mayores charlan con amigos y familia alrededor de la buena mesa. Tenemos en cuenta todas las edades y nuestra ludoteca estará al servicio de los más pequeños.

4. ¡Tenemos piscina!

                                            

Sí, como lo oyes (o lo lees). En Waingunga, si el tiempo lo permite, puedes hacer uso de la piscina para la celebración de la comunión. Incluso puedes celebrarla en el chiringuito, junto al agua. Resultan unas fiestas preciosas.

5. Puedes personalizar tu mesa dulce.

Nosotros te damos una mesa vestida y la decoración y el estilo lo eliges tú. ¿Frozen, piratas, Star Wars…? Lo que más le guste al protagonista del día.

6. Los/as niños/as se llevan un regalazo.

Sólo por celebrar aquí la comunión y siguiendo nuestro espíritu de aventuras, los niños y niñas se llevan un kit aventurero que consiste en un bordón con brújula, una mochila y una foto del día de su comunión con sus amigos. Recuerdos que son una delicia.

7. Puedes alargar la fiesta todo lo que quieras.

No te conformes con un almuerzo o una merienda. Alarga la fiesta. Puedes quedarte a dormir en Waingunga y no estar agobiado con la vuelta. Contrata una fiesta con animación y karaoke. ¡No lo olvidaréis nunca!

8. Los/as niños/as pueden celebrar la fiesta con su mejor amigo/a.

Si tu hijo/a es de esos que tiene un inseparable, vente a Waingunga. Podéis celebrar la fiesta juntos, en el mismo espacio. Estas experiencias son de las que marcan la vida.

Y ahora sólo te queda pedirnos una cita o reservar directamente. Date prisa porque los días vuelan y ya tenemos reservas para el 2018. Puedes llamarnos al 959 50 40 49 o escribirnos a reservas@waingunga.com. Te resolvemos cualquier duda que tengas y te invitamos a que te pases por aquí.

Si éste post te ha parecido interesante, por favor comparte en redes sociales. ¡Sería un detallazo!

Si quieres recibir en tu email nuestros posts y noticias, escríbenos a info@waingunga.com y nos lo cuentas. 

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

[mc4wp_form id=”4777″]

Déjanos un comentario

Lo último en el blog

Información sobre Covid-19

Es importante para nosotros que conozcas cómo nos hemos adaptado a esta nueva situación tras la pandemia mundial del COVID19. Por eso queremos contarte como nos hemos reincorporado a la actividad para ser una instalación 100% segura. Gracias a ello hemos sido reconocidos con el sello Andalucía Segura. Protocolo de actuación de Waingunga en la

Campamentos para adultos, ¿por qué no?

¿Quién dijo que un campamento era sólo cosa de niños? Las reuniones de grupo en plena naturaleza, en entornos que invitan a la relajación, tienen unos beneficios que no debemos pasar por alto. Según la OMS, el estrés es la gran epidemia de este siglo. Y es que los europeos pasamos muchísimo tiempo bajo techo

12 Frases de campamento que nos inspiran

Las redes están llenas de frases inspiradoras de todo tipo. Y cuando hablamos de campamentos, tienen su apartado especial y su hueco en nuestro corazón. Porque un campamento no se olvida, se queda con nosotros toda la vida y nos transforma. No somos los únicos que lo pensamos. Y si no, mira todo lo que

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe ofertas y Novedades